fbpx
  • Entrar
  • No hay productos en el carrito.

Mi primera máquina de coser

Cuando termine el colegio secundario me vine a vivir a Buenos Aires. Mi mamá se había comprado una máquina de coser nueva y me regalo su antigua máquina Necchi.

Hasta entonces nunca me había interesado coser, cuando era chica mamá siempre nos cosía, iba a aprender con una señora y nos hacía de todo: desde pantalones hasta camperas. Cada tanto le pedía alguna prenda que me gustaría tener y ella me la hacía.

Al mudarme a Buenos Aires ya no tenía quien me hiciera la ropa que quería, siempre renegué de las modas y me era difícil encontrar prendas que me gustaran. Tambien empece con mis compras compulsivas de ropa usada, soy muy fan de lo vintage, y por lo general tenía que arreglar las prendas.

Así que fue en ese momento que empecé a usar la máquina de coser.

Aprendí prácticamente sola, mamá estaba lejos y no tenía nadie cerca a quien consultarle sobre el tema, esto es en la prehistoria de los tutoriales.

En uno de mis viajes a Bariloche tome solo una clase con la profe de mi mama y me enseño a sacarle el molde a un pantalón. A partir de ese momento empecé a entender las prendas, se me abrió un mundo de posibilidades, como estaban hechas, que se cose primero y que después. No me pregunten de donde saque todo lo que se porque no sabría decirlo, estaba ahí para que yo lo descubriera.

Desde entonces no pare de coser, aprendo todos los días algo nuevo, entiendo más cosas, cambio métodos.

Me encanta mucho la costura, sobre todo por los resultados, puedo hacerme cualquier prenda que quiera, con la tela que quiera, del color que quiera, es fascinante!

28/05/2019
Perfecta Couture ©